Para iniciar el proceso de Segunda Oportunidad es necesario contar con los siguientes profesionales: Abogado, Procurador, Notario y Registrador.

Una vez iniciado, el notario (o registrador si eres un emprendedor o empresario) destinará al Mediador.  Mas delante, en aquellos casos en los que no se alcance un acuerdo extrajudicial de pagos, el mismo Mediador pasará a ser un Administrador Concursal en el proceso consecutivo. Está figura es el representante del juez designado a tu proceso y defiende los intereses de todas las partes hasta la liquidación y exoneración del pasivo.

MAS INFORMACION