E

n primer lugar, deberás intentar alcanzar un acuerdo extrajudicial de pagos con tus acreedores. Este procedimiento se inicia ante el notario de tu localidad. Para ello es necesario cumplimentar un formulario específico y adjuntar documentación relevante. La documentación acredita todos los extremos que justifican desde el acuerdo hasta la solicitud futura de exoneración de la deuda.

El notario nombrará un mediador concursal, el cual organizará una reunión con tus acreedores y les expondrá tus posibilidades reales de pago. Es decir, la propuesta que se le hará a tus acreedores es la de reducir tu deuda (quita) y aplazarla en el tiempo (una espera de no más de 10 años). Con esto conseguirás que tus ingresos te permitan vivir a ti y a tu familia.

Caso práctico

Trabajadora Segunda Oportunidad
Trabajadora por cuenta ajena
Ingresos: Salario de 1.100 euros al mes en 12 pagas.
Activos: No tiene patrimonio
Deuda Total: 50.000 euros
Estado civil: Soltera

La propuesta de convenio a los acreedores no superará los 73 euros al mes durante un periodo recomendado de 5 años, que se distribuiran de forma prorrateada entre todos ellos.