Ayuda urgente
|Gestión financiera

El dinero no es inagotable.

Es uno de los principales problemas cuando tienes un ingreso extra o simplemente cuando tu crédito puede crecer con tus gastos.

La planificación financiera nunca está de más.

La mejor planificación es la que nunca tiene imprevistos. Pero la realidad es que los imprevistos siempre llegan y hay que tenerlos en mente o “previstos”. Si no, nuestro problema puede agudizarse más allá de nuestras posibilidades.

Jubilación, fondos de inversión, seguros…

Bien por sobre optimismo, bien por la lejanía de la jubilación, la realidad es que el camino fácil es vivir sin pensar en que el futuro puede ser peor que el presente. El cuento de la cigarra y la hormiga ilustra perfectamente que el invierno siempre llega.

Invertir sin conocimiento.

Invertir es una de las decisiones más saludables. Además, es uno de los mejores indicadores de que nuestra gestión financiera va por buen camino. Pero es fundamental saber cuáles son nuestros conocimientos.  Debemos ser conscientes del grado de control que vamos a tener sobre la inversión que hagamos.